El brote comenzó a principios de Diciembre donde el coronavirus se ha vuelto a llevar una vida y suma ya cuatro muertes. La última víctima era una mujer de 83 años nacida en Villanueva de la serena.  El SES ha intervenido y ha analizado que se encuentran 33 residentes y 15 operarios  contagiados. En las dos últimas semanas se han producido cuatro muertes, sumándose a los contagios   ocho trabajadores y seis  residentes. 

 

Los trabajadores protestan por la obligación  de doblar turnos sin descanso «está motivado para evitar contratar a más personal para poder atender de forma conveniente a los residentes de estos centros».en cualquier situación, el sindicato ha alertado de que al tener esos turnos tan precisos  por no tener el suficiente personal «en el momento en el que un trabajador tenga que acogerse a una baja laboral por enfermedad o cuarentena va a ser imposible cubrir esos puestos».