Cáceres más cerca de ser nombrada nueva Tierra Sagrada

martes, 6 de abril de 2021

Imagen 1.png

El diputado de Cultura, Fernando Grande, junto al concejal Jorge Villar y al presidente de la Fundación Lumbini, José Manuel Villanova en la recepción. - Fotografía de SILVIA S. F.

Marta Cabezas

La delegación nepalí, Lumbini llega a Extremadura para formalizar el templo budista más grande del mundo, situado en Cáceres. EL hermanamiento se firmará mañana, la delegación nepalí se ha reunido con Vara y la ministra Carmen Calvo.
Esta delegación está encabezada por el presidente de la Asamblea Nacional, Galesh Timilsina, y el alcalde de Lumbini, Man Mohan Chaudhary. Ambos realizaran una visita de seis días por Extremadura. El fin de la isita es formalizar la declaración de Cáceres como tierra sagrada, un trámite indispensable antes de la construcción del que será el templo budista.
La gira institucional comenzó ayer a las ocho de la tarde con un recibimiento oficial en el Hotel Don Manuel. La firma del hermanamiento tendrá lugar maña a las 11 horas. Se procederá al a bendición y unión de tierras sagradas entre Cáceres y Lumbini por la tarde en el Museo Pedrilla. Para finalizar el sábado la comitiva visitara el cerro de Arropé y realizaran una serie de actos religiosos y simbólicos para bendecir el espacio.
La ceremonia religiosa constará de una puja de bendiciones por monjes budistas tras la cual se plantará un árbol dedicado al Gran Buda. Serán plantados una encina y un esqueje del árbol sagrado del budismo.
Hay que recordar que este proyecto comenzó en 2019 cuando el alcalde de Cáceres confirmaba la noticia: comenzaban la negociación con la Fundación Lumbini Garden para albergar el templo budista. Este proyecto fue desechado por Madrid y además estaban interesados Barcelona y Málaga. El 7 de enero de 2020 el regidor comenzó un viaje a Nepal ara firmar el protocolo de hermanamiento con el ayuntamiento de Lumbini.